Tuesday, 30 June 2009

El cráneo. Primer contacto

Es como si iniciara un curso de anatomía artística en el que soy el único alumno.

A la hora de decidir por donde empezar he elegido el cráneo.
Hay quien piensa que no es necesario conocer anatomía, tanto el esqueleto como los músculos. Pero está claro que si nos fijamos en el cuerpo humano hay partes que traslucen lo que está dentro. Un ejemplo claro es el cráneo.
Si miras tu propio rostro, identificas rápidamente aspectos y elementos del cráneo, apenas hay músculo y grasa en la cabeza. Puedes tocar, mientras identificas, cada parte del cráneo desde los frontales,hasta la mandíbula, pasando por las cavidades oculares, o el arco cigomático.
Además como me gusta realizar retratos, me puede ayudar más a controlar la forma, las distancias y cada elemento del rostro.
Empiezo por el perfil.


Por supuesto que aprendes los nombres de los huesos, y es un paso necesario para llegar a poder leer totalmente el cráneo. Al decir su nombre no quiere decir que pases al lenguaje verbal, si no que vas teniendo mayor conocimiento de cada parte. Hay que tener en cuenta que dibujar supone una actitud de detenimiento y también de conocimiento de lo que se dibuja; por supuesto que desde una perspectiva que no a todo el mundo le interesa disfrutar.
La parte que me resulta más difícil de asimilar es desde el hueso nasal hasta el maxilar. He comenzado a realizar el maxilar inferior aislado y después tratar de ver la diferencia de cada parte sobre todo el tamaño, y por supuesto, lo primero, fijarme en la forma.
He utilizado diferentes modelos tratando no de copiar uno si no de entenderlo. He cogido la imagen del libro de John Raynes, Curso completo para dibujar la figura humana, imágenes de Loomis, el manual de Paul Richer, y esas imágenes de abajo. He notado algunas diferencias entre todos ellos, lo que me ayuda a entender los puntos en común, creándome una imagen más certera.
Aunque no me debo de olvidar que este esquema común me debe servir para establecer una orientación clara a la hora de dibujar. Cada persona tiene unos rasgos propios que pueden cambiar distancias o aspectos exteriores de ese modelo común.

Y RECUERDA, EL TIEMPO SIEMPRE JUEGA A TU FAVOR.

3 comments:

Anonymous said...

Hola mO_om
Te enlazo con mi nuevo perfil.
Al final vas hacer catedra como sigas asi y nos vamos a reunir aqui todos los estudiantes.... Siempre sigues el camino correcto a mi parecer...
Un saludo
Andrade

lapicero 67 said...

Hola María, me alegro de leerte de nuevo. Pensé que dabas por finalizada tu andadura blogera. Tu ánimo es imprescindible en mi aprendizaje. Gracias.

lapicero 67 said...

Gracias María.Me alegra que también te sirva de estímulo lo que voy poniendo. Unos a otros nos vamos contagiando. A veces me encuentro dibujando algo que me ha contagiado otro blog. Esto es lo bueno de internet, hace que compartamos y nos enriquezcamos con lo de los demás. Un saludo.