Sunday, 14 September 2008

Giovanni Battista Piranesi (1720-1778).

Autor que en sus grabados destacó no sólo por sus dotes arquitectónicas, sino por que supo proyectar la imaginación en la arquitectura. Podemos destacar su obra Prisiones (Carceri d'Invenzione, 1745-1760), en donde transformó las ruinas romanas en fantásticos y desmesurados calabozos dominados por enormes y oscuros pasadizos, empinadas escaleras a increíbles alturas y extrañas galerías que no conducen a ninguna parte. (¿Te recuerda a Escher? ). Aunque no hay que olvidar su amor por el mundo clásico como atestiguan sus numerosos grabados de arquitecturas antiguas.

En cierta ocasión su amigo Hubert Robert, sumido en la perplejidad, le preguntó a Piranesi cómo era capaz de contentarse con tan pocas indicaciones para producir unos grabados repletos de ricos detalles. Piranesi le respondió: "el dibujo no está sobre el papel sino completamente en mi cabeza, y tú verás esto sobre la plancha de cobre". Del mismo modo, a aquellos que se asombraban del carácter poco acabado de sus dibujos, él respondía: "si mi dibujo estuviera acabado, mi plancha no sería más que una copia, por el contrario, cuando yo creo los efectos sobre la plancha de cobre, yo hago de esto un original".

Un buen dibujante tiene una gran capacidad de retener aspectos esenciales de un dibujo para después dibujarlos. Una manera de ejercitar esto es realizar un dibujo en una habitación distinta a la que está el modelo. Así obligas a la mente a retener esos aspectos esenciales. Esta idea la propone Keith Micklewright en su obra Dibujo.

Sus imágenes.

Enlace con buena selección de imágenes de grabados

1 comment:

Caracol Estresado said...

me encanta Piranesi!